sábado, 5 de julio de 2008

Gesto cortesano

GESTO CORTESANO


Aquella tarde que nos presentaron,
elegante, me tendiste la mano;
te saludé con gesto cortesano:
en su dorso, mis labios te besaron.

A tus mejillas colores saltaron
porque seguramente no fue en vano
que notaras en tu piel un sentimiento sano,
el que mis labios te comunicaron.

Dicen que te sentiste impresionada
por aquel ademán caballeroso;
a mí, me inmovilizó tu mirada.

Aquellos ojos de color meloso,
me han dejado una huella prolongada
debido a su brillo tan poderoso.

No soportaré ausencia prolongada
porque te tengo un amor impetuoso,
tan fuerte, que no lo cambio por nada.
J.Teodoro, 05.07.08

2 comentarios:

Conchi (Conral) dijo...

Bonito poema de amor. José, ¿dices que te llegan a ti los comentarios que dejan en mi blog? ¿Cómo es eso? ¡Qué cosas! Ya me lo explicarás, pues esto me desborda.
Un abrazo.
Conchi

José Teodoro Pérez Gómez dijo...

Conchi, gracias por tu visita. Es un poema que revela maneras hoy en desuso, pero me parece curioso, por eso lo he publicado.
No sé qué ha pasado ero sí me ha llegado un comentario dirigido a tí. Yo no sé manejar el intríngulis de estos medios. Pienso que quizá quien lo envió se equivocó de destinatario.
De todas formas, un abrazo y que tengas un buen verano